Uno de los objetivos que se marcan las personas que comienzan a practicar pilates es el de fortalecer el abdomen. Desde el punto de vista funcional, el Método Pilates lo hace posible; y lo hace posible trabajando la musculatura profunda que es la que realmente hace falta para mantenernos erguidos. Se fortalece desde dentro hacia fuera la faja lumbo-abdominal.

¿Por qué es bueno el pilates para fortalecer el abdomen?

Sin ninguna duda, practicar pilates es una buena forma de endurecer los abdominales. Gracias a ejercicios sin lesiones, el pilates permite trabajar el cuerpo y tonificarlo a la vez que se van trabajando todos los grupos musculares, definiendo el músculo mientras se alarga y endurece. Los ejercicios se basan en  el estiramiento y la elongación, lo que permite que se alargue el músculo.

pilates para fortalecer el abdomen

Los estudios demuestran que los ejercicios de pilates son una de las mejores formas de trabajar el abdomen. Así, un estudio del Colegio Americano de Medicina del Deporte (ACSM) concluía que algunos de los ejercicios que se practican en pilates involucran a los músculos más profundos como los abdominales oblicuos o transversales internos.

Gracias al Método Pilates, se aprende a controlar la respiración, inhalando tridimensionalmente en la zona alta del tronco y haciendo trabajar los músculos abdominales a través de la exhalación forzada, consiguiendo una mejora en la postura corporal. ¿Por qué? al enfocar los ejercicios en la respiración y en la alineación de la columna, se mejora la elongación corporal contribuyendo así de forma activa a conseguir una mejor higiene postural.

Algunos de los ejercicios de la serie abdominal que ayudan a fortalecer el centro, y por lo tanto a aumentar la fortaleza central para evitar «escacharnos» como consecuencia de la debilidad muscular y el propio efecto de la gravedad son:

Hundred, el calentamiento

El hundred (cien) es la primera práctica de la tabla original de ejercicios de suelo que creó Joseph Pilates, el creador de este deporte. Se suele utilizar como calentamiento para activar la circulación, pero también se emplea para fortalecer los abdominales.

Roll up, vértebra a vértebra

El roll up es un ejercicio donde se trabaja la zona abdominal especialmente dirigido a lograr estabilidad y movilidad, mientras nos centramos en el movimiento secuencial de la columna. La clave es centrarnos en la columna moviéndonos vértebra a vértebra, separándola de la colchoneta, tanto al elevarse como al descender, trabajando la zona abdominal más profunda.

Este es otro de los ejercicios que se suele practicar con regularidad para conseguir un vientre bien tonificado.

The Teaser o la V

«La V» es un ejercicio que engaña, ya que cuando lo lees parece bastante sencillo, hasta que se practica. Es uno de los ejercicios idóneos para conseguir endurecer los abdominales si se realiza correctamente y despacio; pero además, se trabaja también la zona lumbar, brazos y piernas, por lo que es uno de los más completos. 

Pilates para fortalecer el abdomen4

Este ejercicio, es sin duda el que mejor reúne todos los principios del pilates: respiración, centro, control, fluidez, precisión y equilibrio. Recuerda que de nada sirve hacer los ejercícios rápido ya que el pilates se trabaja con calma.

Además de los tres que te hemos mencionado anteriormente, podemos hablar del Single leg strech (estiramiento de una pierna), del Double leg strech (estiramiento de dos piernas), de las Scissors (tijeras), la Lower lift (elevación inferior) o el Criss cross (oblicuos), entre otros.

Si vienes a nuestro centro de Fisio-Pilates en Positivo te explicaremos cómo hacerlo correctamente para que no te lesiones haciéndolo sin nadie que te corrija partiendo de las posibilidades físicas de cada uno. ¿Te animas?